16 may. 2007

Words


A veces intento encontrar las palabras, las palabras exactas. Y entonces noto que se escapan, que se escurren. Se me caen de las manos y se hacen trizas contra el suelo. O salen volando y ya no vuelven nunca.

A veces intento encontrar esas palabras que me ayuden, que me curen. Las intuyo un momento y luego desaparecen. Les grito para que vuelvan, pero no me hacen caso. Estoy solo, en medio del mar, en medio de la nada y me he quedado sin palabras.

No quiero más que respirar sin dolor en el pecho, que caminar sin la sensación de perder el equilibrio. No voy a pedir ayuda, no. Puede que sea orgullo o la necesidad de hacerlo solo.

Quiero descender al infierno del mundo sin palabras para escalar después con mis propias manos hasta salir a la superficie. No quiero ser una víctima.

Quiero ser un superviviente.

Etiquetas

Arte (3) Astronomía (5) Blogs (2) cine (14) Colegas (2) Cómics (15) Consumo (1) Cuentos (22) Economía (3) Fotografía (17) Frikadas (30) Gastronomía (1) Internet (13) Juegos de mesa (1) Letras (1) Leyendas (3) literatura (36) Madrid (2) medios (7) Mitología (2) Música (62) Palabras (4) periodismo (9) Poesía (2) Política (3) Teatro (2) Viajes (21) Vida (73) Videojuegos (8) Wii (2)

Suscriptores

Seguidores