6 oct. 2004

Resumen semanal (prometo no volver a hacerlo)

La vida de parado no ha sido de momento tan aburrida como esperaba. Y ésa ha sido la principal causa de que haga más de una semana que no escriba nada en este cuaderno. El jueves pasado se celebró una fiesta del periódico para despedir a los becarios. Estuvo muy divertida y bastante emotiva, ya que por allí estaban la mayor parte de las personas que más cerca han estado de mí este último año: Uli, Eduardo, Amanda, Isa...


El viernes sufrí un shock tremendo a cierta hora de la tarde. Y ahora resulta que soy conocedor de una infidelidad que una de las personas implicadas desconoce. ¡Podría hacer chantaje! (pero no lo haré, no soy tan malo...). No puedo contar más, pero quien tenga curiosidad puede intentar tirarme de la lengua...

El sábado descubrí que Ávila no es tan silenciosa como se dice cuando la invaden todos los madrileños que van a visitar la exposición de las Edades del Hombre. También volví a comprobar de primera mano que Moneo tiene algunas cagadas realmente impresionantes y eso que yo no soy muy entendido en eso de la arquitectura, pero hay cosas que cantan mucho. Ah, y el dedo de Santa Teresa..., ¡qué asquerosidad!

El domingo fui con E. y su hermano a ver un concierto gratuito en Callao del aniversario de Radio 3. Allí desfilaron los Lori Meyers, a quienes ya había visto hacía poco, Chucho y unas chicas algo provocativas llamadas Dirty Princess que se quedaron prácticamente desnudas a la una de la tarde en uno de los lugares más céntricos de Madrid. En cuanto empezó el espectáculo comenzaron a desfilar los padres que sacaban a sus hijitos de aquel sitio de perversión, todos los padres, menos uno, que permaneció impertérrito en primera fila con su hija de coletas.

Mi primer lunes al sol lo pasé -paradojas de la vida- cerca de Fernando León y no es broma. Resulta que el sábado por la noche, M. (una amiga del colegio mayor) me propuso ir de figurante al rodaje de su nueva película titulada 'Princesas', que va sobre putas y protagoniza Candela Peña (qué raro, ¿no?). En el lugar del rodaje me planté a las siete y media de la mañana con un traje (supuestamente íbamos a ser ejecutivos) y acompañado de L. (compañero de piso de E.) y alguna que otra chica más. Una hora más tarde llega una mujer y me dice que me vaya la caravana que me van a vestir de camarero. Y yo pensando: si tengo un pulso peor que el del Papa...

En fin, me pusieron detrás de la barra, donde me eché unas risas con M. y me enteré de que los productores de la peli también hacen de figurantes -ya me extrañaba a mí que un extra leyera a Proust tan tranquilamente-. Ese día también descubrí que los rodajes de las pelis son un coñazo que no veas y que más vale verlas montaditas en la sala...

Ayer fui a un proceso de selección de El Corte Inglés, donde me pusieron un vídeo penoso de autobombo con el que me costó aguantar la risa y que terminaba con la canción It´s my life subtitulada en castellano. Luego rellené muchos formularios y me aburrí bastante. Por la noche vi al mítico Joe Cocker y sus espamos en directo gracias a unas entradas que le habían tocado a E. en M80. Hizo unas cuantas versiones muy chulas -hay que reconocer que tiene una voz muy peculiar- de One (U2), What's Going on (Marvin Gaye) y de You´re so beautiful... De vuelta a casa nos encontramos a los tortolitos de S. y A. y nos echamos unas risas.

Hoy he mandado unos cuantos curriculum y poco más. Está siendo un día más aburrido y dejo este absurdo listado para hablar un rato con Ales, que ha venido a hacernos una visita. Prometo intentar no volver a hacer resumenes...

Etiquetas

Arte (3) Astronomía (5) Blogs (2) cine (14) Colegas (2) Cómics (15) Consumo (1) Cuentos (22) Economía (3) Fotografía (17) Frikadas (30) Gastronomía (1) Internet (13) Juegos de mesa (1) Letras (1) Leyendas (3) literatura (36) Madrid (2) medios (7) Mitología (2) Música (62) Palabras (4) periodismo (9) Poesía (2) Política (3) Teatro (2) Viajes (21) Vida (73) Videojuegos (8) Wii (2)

Suscriptores

Seguidores